07/03/2020      

Mujeres imprescindibles en la historia y las joyas que llevaron

Domingo 8 de marzo, un día importante marcado en el calendario con tinta morada. Lo cierto es que, antes de empezar, es necesario recordar que el Día Internacional de la Mujer tiene mucho que ver con el pasado, para luchar por un presente y encaminar el futuro. Los derechos fundamentales, una sociedad igualitaria que reconozca también a las mujeres, una lucha que no busca nada más que la igualdad real y sincera… y unas mujeres que marcaron un antes y un después en la historia, que hicieron que hoy nosotros también podamos salir a la calle a seguir luchando. Mujeres que deben ser recordadas en un día como hoy, y siempre. Mujeres que lucieron algunas de las joyas más preciadas de cualquier joyero y que hoy podríamos considerar amuletos. 

Nos inspiran, y siempre lo harán, por el hecho de haber conseguido algo por sí mismas, por haber sido protagonistas de un momento histórico y por recordarnos que la igualdad es un derecho fundamental, y que es cuestión de esfuerzo, empeño y ganas, no de sexo. Diseñadoras, cantantes, activistas, científicas, arquitectas, políticas… todas ellas, fuertes y poderosas, tienen un denominador común: lucían joyas con mucho estilo, y tenían ese deseo de mostrar al mundo que todos somos iguales. 

 

Hedy Lamarr, actriz que reinó en la década del Hollywood dorado, tenía un estilo que todavía hoy nos inspira, en el que no faltaban joyas atemporales que hoy son un deseo: los collares de perlas con varias vueltas o los pendientes con perlas en forma de lágrimas eran, probablemente sus favoritos. Aunque cuando estas joyas descansaban en su joyero, los pendientes dorados con formas geométricas eran sus “otros” esenciales… ¿Qué le debemos? El wifi. Sí, has leído bien. Hedy fue actriz revolucionaria, pero también ingeniera de telecomunicaciones y responsable de todas las tecnologías inalámbricas que disponemos en la actualidad. 

Emma Watson nunca falla en una alfombra roja y las joyas también forman parte de increíbles vestidos; aunque lo cierto es que pocas veces se le olvida algo tan esencial como colocarse unos aros plateados para salir a la calle a luchar por sus derechos. ¿Su (gran) granito de arena? Su lucha diaria por la igualdad de género, como cuando decidió formar parte de la campaña Times Up en la lucha contra el acoso, o su aportación por el impacto ecológico. 

 

Rosalía y su revolución en todos los sentidos. Tiene el arte de fusionar el flamenco, pero también el de demostrar que en el mundo de la joyería no existen reglas. Las maxi joyas son sus favoritas. ¿Su lucha? El empoderamiento femenino. Su trabajo “El Mal Querer” está inspirado en un libro antiguo, “Flamenca”, donde una mujer se casa con un hombre y éste, por celos, la aprisiona; así es que todo su disco supone un viaje por fases: desde el enamoramiento inicial hasta los celos, el sufrimiento y, finalmente, el empoderamiento femenino.

Aretha Franklin, los pendientes eran lo suyo y lo entendemos, porque subirte a un escenario con unos pendientes especiales, que reflejen tu esencia, hacen que te sientas más poderosa. Respect. La canción que se convirtió en un himno de la lucha por la igualdad de género. 

 

Virginia Wolf y su clásico estilo que elevaba con unas joyas se convirtieron en su sello; un collar y unos pendientes largos la acompañaban en muchas de las fotografías que hoy podemos volver a ver. ¿Su historia? Se convirtió en uno de los máximos símbolos del feminismo y modernismo literario del siglo XX, su lucha contra el machismo ocupó gran parte de sus obras y su ensayo “Una habitación propia” es uno de los textos más citados por el movimiento. 

Amelia Heart, pionera en la aviación de los Estados Unidos y la primera mujer piloto en cruzar sola el océano Atlántico; Charlotte Perriand, una de las grandes exponentes del interiorismo europeo; Nanna Ditzel, considerada una de las diseñadoras danesas con más proyección que también desarrolló proyectos de joyería, conseguido que en los años 50 se revalorizara de nuevo el uso del mimbre…. Podríamos seguir nombrando un sin fin de mujeres que marcaron un hito en la historia, aunque lo cierto es que cada una de las mujeres que viven en este mundo y luchan por sus sueños merecen un reconocimiento hoy, y siempre. 

 


Por qué las mujeres llevamos joyas


La relación entre las joyas y las mujeres tiene tanta historia como la conversación constante por las mujeres y su deseo de cambiar el mundo. ¿Qué por qué llevamos joyas? Porque somos poderosas y no necesitamos nada, ni nadie, que nos lo recuerde pero una joya que brilla con especial fuerza eleva ese sentimiento de poderío, nos hace sentirnos más seguras. 


Si hay un complemento que, por excelencia, viene cargado de sentimientos y vivencias es, sin duda, una joya. Es evidente, y lo hemos recordado infinidad de veces, que en el momento que una joya entra a vivir en nuestro joyero, se convierte en parte de nosotras, en un pedazo de nuestra historia. No lucimos una joya y ya está, no completamos un look y nada más, llevamos una joya que nos identifica, que revela experiencias y, al mismo tiempo, guarda recuerdos. Una joya es mucha más que una joya, siempre será así. 

 

Beatriz Badás Álvarez

  • Tik Tok
  • Facebook - Gris Círculo
  • Instagram - Gris Círculo

PAYMENT:

2015- 2020 La Cabellera de Berenice ®

Suscríbete a nuestro newsletter