24/10/2018      

Todo es mejor si se hace con sentimiento: marcas con alma

collage.jpg

En un momento en el que casi no sabemos vivir sin internet y poder comprar un capricho, un regalo o cualquier necesidad se ha vuelto más fácil que nunca, es necesario pararse un momento y diferenciar la calidad de la cantidad. Mientras muchas marcas de moda han sabido como aprovechar esta herramienta, otras han nacido aquí y hemos asumido que nos encanta. Somos adictos a pasar minutos o incluso horas en las redes sociales e Internet en general para enterarnos de todo lo que pasa a nuestro alrededor, pero también para conocer las últimas novedades de nuestra marca favorita. Entre todo esto, no podemos dejar pasar que el mundo online también tiene alma, también tiene nombre y apellidos y también tiene un gran esfuerzo y cariño detrás. Muchas son las marcas que dieron su primer paso en este mundo tan grande, el online, pero con una diferenciación: la historia y el trabajo que hay detrás.

 

Por suerte, ya somos muchos los que no nos conformamos con cualquier cosa, los que buscamos algo que nos diferencie, que esté cargado de personalidad y que sea algo más que un producto. Queremos que esa marca que elegimos nos aporte algo más que una venta, queremos que tenga historia, sentimiento, inspiración; queremos que se diferencie del resto por algo especial. Aquí es donde empieza la primera cuestión para saber diferenciar entre esas marcas que nacen por las inquietudes de un diseñador y esas que tienen como único objetivo vender en masa. ¿Alguna vez te has planteado porque cuando navegas por la tienda online de una marca, no encuentras ese apartado que hoy se vuelve tan importante?

 

Una simple pestaña “sobre nosotros” es la primera clave; incluso esas que cuentan un blog y te hacen sentir que con una lectura basta para conocer el mundo que gira alrededor de una marca en concreto. Una tienda online puede volverse personal, puede reflejar el alma de la marca a través de estos conceptos que son los que, sin duda, marcan la diferencia en un mundo online donde en ocasiones se vuelve complicado diferenciar entre quién sí y quién no.

 

Si nos situamos en un momento habitual en nuestro día a día, por ejemplo cuándo tenemos que elegir un regalo para una persona especial y queremos ante todo marcar la diferencia. No nos gustaría elegir un joya pensando que es única en cuanto a diseño y calidad, y meses más tarde asumir que nos hemos equivocado. Si encuentras esa marca que a primera vista te muestra su filosofía, sus valores, su manera de trabajar y sus ganas de aportar algo nuevo, entonces habrás acertado.

 

Más allá de Internet, muchas marcas que nacen en este medio, deciden estar presentes en markets o festivales que se celebran en algunas ciudades de nuestro país, como Barcelona. Esta también es la manera perfecta para saber encontrar ese punto clave que alejará la dificultad de elegir entre una u otra. Un acercamiento más personal entre diseñador y cliente, un primer contacto con el producto…y otra manera de detectar la filosofía de la marca. Si estás preparando tu lista de regalos de Navidad o se acerca el cumpleaños de tu mejor amigo o amiga, deberás tener en cuenta todo esto.

 

Diseñadores con ganas de plasmar su creatividad en un producto son los que crean esas marcas que tienen personalidad, que tienen alma.

 

dibujo.jpg

Calidad o cantidad. Esa es la cuestión. ¿Y quién no prefiere calidad antes que nada? La inspiración y tener clara la idea de porque quieres hacer eso es el primer paso y ese que sólo llega cuando realmente hay ganas, ganas de sorprender con algo que sea bonito, que rompa las reglas y que consiga transmitir el mismo sentimiento desde que se crea hasta que se lleva.

 

La otra clave está en que cada producto tiene que diseñarse a partir de un concepto y, sobre todo, con cariño. Cada detalle cuenta y hoy en día, pocas marcas saben buscar la diferenciación a través de algo que es tan simple como el sentimiento de querer hacer que tu marca lleve tu propio sello. Al final, todo es conjunto donde nada falla para que todo funcione.

 

Todo tiene un sentido, nada nace porque sí. Un proceso de creación largo y a veces difícil, un diseño que tiene mucho significado, una producción hecha a mano para que, al final, todos podamos lucir un producto convertido en un objeto de valor con una historia detrás.

 

Beatriz Badás Álvarez

  • Facebook - Grey Circle
  • Instagram - Grey Circle

PAYMENT:

© 2015- 2019 La Cabellera de Berenice

Suscríbete a nuestro newsletter